Cómo hacer la harina de chía en casa

Esta es una pregunta muy frecuente que nos han hecho nuestros amigos de la comunidad < Salud para Celíacos >. Por eso hoy aprenderemos a hacer la harina de chía en casa. Sigue leyendo para que te enteres de los mejores trucos y tengas un producto artesanal con calidad natural y libre de gluten.

▷ Harina de chía ¡Beneficios y propiedades! 【2019】

¿Qué es la chía?

Antes de iniciar con la elaboración de la harina de chía, conozcamos un poco más sobre este alimento.

La chía es una planta herbácea perteneciente a la familia de las lamiáceas y es nativa de la región central y sur de México, pero también podemos encontrarla en Costa Rica, El salvador, Guatemala, y Nicaragua, es decir, en casi toda la zona central de América.

Contiene numerosas vitaminas, minerales y nutrientes ideales para incorporar a la alimentación. Hasta el año 2006, esta planta contenía la más grande concentración de ácido graso alfa – linolénico omega 3.

La semilla de chía es ampliamente utilizada por los homeópatas y la medicina natural alternativa para disminuir y controlar los niveles de colesterol en la sangre.

Lo mejor de todo es que las personas con celiaquía o que presentan alergia al gluten, podemos consumirlas con total tranquilidad, ya que no presenta ninguna proteína de gluten.

Ahora bien, para conseguir una harina de chía, el procedimiento es bastante similar al de las demás harinas que se obtienen de las semillas o los granos.

Pero no te preocupes, no tienes que irte a otra entrada a buscar la receta, para hacerte la vida más fácil te la vamos a compartir aquí y ahora. ¡Veamos!

Aprendiendo a elaborar harina de chía artesanal

Ingredientes

  • La cantidad de chía que desees.
  • Agua.
  • Colador.

Pasos para elaborar la harina de chía

  1. Debes verter la cantidad de chía a emplear en un colador grande y fino y enjuagar las semillas con agua hasta que el agua salga completamente clara. Tomate el tiempo necesario, no hay apuros.
  2. Luego coloca papel vegetal encima de una bandeja grande para horno y vierte la chía esparcida uniformemente por la bandeja.
  3. Lleva al horno con una temperatura entre 100° y 120° utilizando el ventilador. No te preocupes si tu horno no lo tiene, puede dejar la puerta entreabierta. Remueve de vez en cuando las semillas para que se sequen por todas partes.
  4. Cuando veas que ya las semillas están completamente secas, retira la bandeja del horno y deja que se enfríe antes de llevarlo a la procesadora.
  5. Tritura bien los granos hasta que obtener una harina muy fina.
  6. Cierne la harina, retira los grumos y guárdala dentro de un envase de vidrio con tapa hermética.

Como puede ver, el proceso de hacer la harina no es precisamente el más rápido debido a la utilización del horno, pero sí que es muy sencillo. En realidad no te va a tomar más de 90 minutos en obtener tu propia harina de chía.

Ahora que ya sabes elaborarla ve a la cocina y prepara tu propia harina de chía. ¿Ya la hiciste? ¿Conoces otra forma de hacer harina de mijo en casa? ¿Probaste nuestras recetas con harina de chía? Déjanos saber tus respuestas en los comentarios.

Deja un comentario